Lo expresado en este artículo es opinión de su autor; no necesariamente refleja la postura de Econintech.

Aún sigue vigente aquella teoría que se refería al crecimiento poblacional y la desproporción en la producción de alimentos, su autor Thomas R. Malthus dos siglos atrás, alegaba que la población aumentaría geométricamente, mientras que la producción de alimentos solo aumentaría en una razón aritmética. De esta forma, aparecería una escasez en el largo plazo que requeriría un descenso de la tasa de natalidad.

Además, argumentaba que a menos que se tomaran medidas severas, llegaría un momento en el que los alimentos no alcanzarían, eso generaría una desaparición de una parte importante de la población mundial por la hambruna.

También, para aquella época, recomendó medidas para posponer la avanzada poblacional, éstas tenían que ver con el control natural de la natalidad y decía que se debían retrasar los matrimonios para reducir el número de hijos, asimismo, señaló que eso también era posible por las inminentes guerras y la aparición de epidemias y otros fenómenos naturales como factores regulatorios del crecimiento demográfico.

Ahora, de ahí que se dice que esa teoría está vigente, la pandemia mundial generada por un virus cuyo origen es un completo enigma está mermando el acelerado crecimiento de la población, curiosamente éste comenzó precisamente en uno de los países más congestionados de la humanidad y se ha colado hacia el resto del mundo.

Sin embargo, existen otros fenómenos de origen humano que generan fatalidades, se trata de las erradas administraciones de gobiernos que conllevan a los habitantes de los países desafortunados, de tener pésimos gobernantes, a padecer de crisis que tienen que ver con la seguridad alimentaria, entre otros efectos.

En éste orden de ideas, el término Cataclismo la real academia de la lengua española lo define como una gran catástrofe producida por una inundación o por otro fenómeno natural, un gran trastorno en el orden social o político, también; disgusto, contratiempo, suceso que altera gravemente la vida cotidiana.

En detalle, nos han inundado de ideologías fantasiosas de ofrecimientos políticos para hacer creer que su visión nos conduce al paraíso, pero la realidad es que con estas se ha llegado a fanatismos, que con sus dañinos efectos se han  derivado la discordia y antagonismo entre los individuos y con ello la sociedad en su conjunto, trayendo como consecuencia malestar social y económico, con la devastación del aparato productivo, nos referimos al venezolano, para no ir muy lejos.

Asimismo, la vida no será la misma, unos se han acostumbrado quejumbrosamente a tan abrumadora situación, otros, sin embrago, hacen lo imposible para salir adelante y apoyar a los suyos.

Por último, Malthus quizás tuvo razón con su predicción, el binomio sociedad perturbada y economías erráticas se conjugan en éste presente para dar muestras de la renovación potenciada de sus ideas al colocar otros ingredientes fatídicos al hecatombe, como la política por ejemplo.

Por Econ. Juan Carlos Correa Ramírez

@juancitocorrear