Mientras en Chile se comienza a asumir las nuevas tecnologías en Venezuela los economistas keynesianos y socialistas al servicio de banqueros y políticos desprestigian el blockchain y las criptomonedas.

Uno de los dramas de la Venezuela socialista mercantilista de los últimos 200 años es que siempre el avance tecnológico llega de último porque la población se cree el cuento de los “magister dixit” que con su arrogancia académica y sus pergaminos de universidades de prestigio internacional logran marear a los incautos venezolanos que les creen semejantes mentiras respecto al dinero y la tecnología blockchain. Es así como la televisión a color llegó a varios países latinoamericanos a finales de los años 60 y en Venezuela llegó a principios de los 80 solo porque a los políticos de la época y los técnicos economistas keynesianos al servicio de los banqueros privados y empresarios mercantilistas les convenía que los venezolanos no supiéramos que esa tecnología era posible para nuestro mejor entretenimiento. Así que si usted vio telenovelas en blanco y negro no fue porque no existiera la tecnología de la televisión a color si no por la privación de la libertad que hicieron los amos del valle esos mismos que financian a partidos políticos venezolanos.

Hace días un connotado economista dijo en un canal de televisión (canal que está siendo acusado de corrupción) que las criptomonedas son una estafa y otro economista keynesiano mercantilista nos dejó perplejos hace dos años cuando recomendó a los venezolanos vender dólares para comprar latas de atún en vez comprar criptomonedas (bitcoin) y de paso en un Twitter se atrevió a decir que las criptomonedas eran una estafa y que Friedrich V. Hayek el economista premio nobel de economía de la escuela austríaca no sabía de dinero y que John Maynard Keynes el padre de la tragedia de las crisis económicas recurrentes en el mundo  sí sabía de dinero. Para los que alguna vez les teníamos respeto descubrimos que estas aseveraciones responden a instrucciones de sus jefes los banqueros privados y politiqueros a quienes no les conviene que los venezolanos sepan que las criptomonedas y la tecnología blockchain llegó para quedarse y que las ICO son la nueva forma de financiar proyectos sin que los bancos privados y los bancos centrales te presten dinero que no tienen para de esta forma robarte la productividad del trabajo con ese dinero inorgánico que te endeuda y genera inflación que sufren los ciudadanos. Países como Chile que son más liberales en lo social y monetaristas en lo económico están dando pasos que los colocarán en la vanguardia tecnológica usada por el Estado, un claro camino para mejorar su modelo económico y social que se acerca a los ideales de la doctrina liberal capitalista. En Venezuela estos economistas aún no han entendido que la tecnología blockchain no solo es criptomonedas si no un gran manejador de base de datos que elimina burocracia y los errores que esta conlleva en las empresas privadas y en los gobiernos. El Chile de hoy está dando pasos que en el corto plazo se verán los resultados y es quizá cuando los venezolanos dejen de creerse el cuento de los “Magister Dixit” enemigos de la libertad y las nuevas tecnologías.

Aunado a esto, también encontramos a los amigos de la libertad confundidos con respecto a las otras ciencias distintas al derecho, la economía y la política. Uno de los grandes errores de algunos liberales, libertarios y anarco capitalistas es despreciar la tecnología y en específico subestimar las leyes de la ciencia de la computación y la ciencia de la administración, que tienen leyes que de no ser respetadas producen imbricaciones tan perversas y dañinas como la intervención del Estado en la economía, algo que diariamente critican sin saber (algunos de ellos) que están cometiendo el mismo sin sentido que hacen los keynesianos mercantilistas y los socialistas radicales y social demócratas que arruinaron a Venezuela.

Ojalá despertemos y entremos la era blockchain porque el haber visto telenovelas en blanco y negro no fue tan dañino como el hecho de seguir pensando que son los Bancos Privados con dinero que no tienen los que deben financiara nuestros proyectos y así evitar dos cosas:

1) Rezagarnos en el avance tecnológico.

2) Dejar que los keynesianos al servicio de políticos y banqueros nos sigan estafando con dinero inorgánico.

Por cierto el único Movimiento político que hasta ahora ha hecho propuestas de reformas incorporando la tecnología blockchain es el Movimiento Libertad Venezuela con las investigaciones que ha hecho Econintech A.C. y que dichas propuesta consiste en una plataforma tecnológica basada en blockchain llamada Leander cuya criptomoneda es el “Leandercoin” que activa dicha plataforma y mejorará sustancialmente la ejecución de las funciones públicas del Estado en los municipios previo a una serie de reformas políticas, económicas y sociales en Venezuela. Producto de una ardua investigación esta plataforma estará lista para ofrecerla al país en tres años cuando pase la transición que necesariamente debe ocurrir en Venezuela así los nefastos personajes keynesianos  mercantilistas y socialistas sigan insistiendo en mantenernos en la oscuridad de las nuevas tecnologías a toda la población venezolana.

 

Vean la interesante nota de criptonoticias: https://www.criptonoticias.com/registros-notarias/tesoreria-chile-inauguro-proyecto-registro-pagos-blockchain/amp/

 

Por Humberto J. Rivero M.