Desde el año 2015, nuestro director, el Msc. en Economía y Doctor en Gerencia Rafael Acevedo, indicaba que se necesitaban ya billetes de mayor denominación que los que se encontraban en circulación. Entonces, Acevedo hablaba de billetes de al menos 10.000 bolívares y aclaraba que esto no era una medida que, obviamente, controlaría la inflación.

Luego de dejar pasar todo un año sin pronunciarse al respecto y sin informar sobre sus mediciones de inflación oficiales, el Banco Central de Venezuela informó ayer que emitirá notas de hasta 500, 1.000, 2.000, 5.000, 10.000 y 20.000 bolívares.

La ampliación del cono monetario pudiera ayudar a disminuir el gasto público en la impresión de billetes y facilitar las transacciones diarias a la mayoría de los ciudadanos. Pero Acevedo advierte que la coexistencia de los dos conos monetarios, el que circula desde 2008 y el nuevo, representa un problema.

“Si coexisten esas dos masas mnetarias sin que se eliminen los billetes viejos, vamos a tener un rebote inflacionario. No se deben introducir nuevas especies monetarias sin sacar las especies antiguas. Por ejemplo, si vas a introducir un billete de 500, deberías eliminar cinco de 100. Pero si coexisten, se va a inyectar más masa monetaria y entonces la inflación va a romper el límite de los 4 dígitos tal como lo estimamos en Econintech en Octubre de este año”, dijo nuestro Director.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *